Mars One: La colonización de Marte empieza en 2018

Washington. (EFE).- La fundación Mars One anunció hoy que ha firmado acuerdos con Lockheed Martin y Surrey Satellite Technology para el envío a Marte, en 2018, de “adelantados” robóticos que prepararán la colonización de humanos que viajarán sin retorno.

La fundación holandesa, privada y sin fines de lucro, ya ha recibido más de 165.000 solicitudes de voluntarios dispuestos a viajar a Marte, y la selección de los finalistas se hará después de cuatro rondas de examen.
Las órbitas elípticas de la Tierra y de Marte llegan a su perigeo cada dos años cuando la distancia entre los dos planetas es de unos 55 millones de kilómetros, y las agencias espaciales aprovechan ese alineamiento orbital para el lanzamiento de las naves de exploración del planeta rojo.

marsone
Dependiendo de la velocidad del lanzamiento, la alineación de ambos planetas y cuánto combustible se use para la travesía, un viaje desde la Tierra a Marte puede tomar entre 150 y 300 días.

El problema logístico de una misión tripulada a Marte consiste en la carga de combustible y los suministros suficientes para el viaje de ida, la estancia en el cuarto planeta del sistema solar, y el despegue y travesía de retorno.
La idea de Mars One es el envío de robots que cumplirán la labor que los “adelantados” tuvieron en la avanzada europea sobre las Américas, y luego de los primeros colonos dispuestos a establecerse permanentemente en Marte sin retornar a la Tierra.
Bas Lansdorp, cofundador y ejecutivo principal de Mars One, dijo en un comunicado que su organización está muy entusiasmada por la firma de los acuerdos para la primera misión a Marte.
“Ésta será la primera nave espacial privada que irá a Marte y su llegada y operación exitosas serán un logro histórico”, indicó Lansdorp en un comunicado.
El plan de Mars One es el envío a Marte de la misión no tripulada que llevará abastecimientos y a partir de 2022, de grupos de cuatro personas cada dos años.
Lockheed Martin diseñó, construyó y operó el robot Phoenix Mars que la NASA envió a Marte en 2007 en una misión de búsqueda de agua helada bajo el ártico marciano.
“Éste es un proyecto ambicioso y ya trabajábamos en el estudio del concepto de la misión, a partir del diseño probado de Phoenix”, señaló en un comunicado Ed Sedivy, ingeniero jefe espacial de Lockheed Martin.
El artefacto Mars One tendrá un brazo robótico capaz de recoger muestras del suelo al igual que el Phoenix, y además un experimento para la extracción de agua del suelo; otro experimento para demostrar el uso de paneles solares de película fina en la superficie del planeta, y una cámara para un registro visual continuo.
Por su parte la firma SSTL construirá el satélite de la misión que se mantendrá en órbita sincrónica de Marte y proporcionará el enlace de banda ancha alta para transmitir los datos y las imágenes de video del robot a la Tierra.
Arno Wielders, otro cofundador de Mars One, sostuvo que con la misión de 2018 “se da un paso adelante en la colonización de Marte”.
“La demostración de la producción de agua en Marte es crucial para las misiones tripuladas”, señaló Wielders.
“Las imágenes de video acercarán Marte para la gente en la Tierra, y con los concursos de educación planificados para nuestro robot interesaremos a toda una nueva generación en la exploración de Marte”, añadió.

 

La NASA afirma que volverá a la Luna en 2021 como paso previo a Marte

WASHINGTON, 14 May. (EUROPA PRESS) – El futuro Sistema de Lanzamiento Espacial (SLS por sus siglas en inglés) en el que trabaja la NASA, está en camino de dar a Estados Unidos el más potente vehículo que nunca haya existido para el envío de seres humanos hacia el espacio profundo antes de diez años.

Ilustración artística del futuro transbordador SLS.

Ilustración artística del futuro transbordador SLS.

En declaraciones al Club Nacional del Espacio durante un almuerzo cerca del Centro Kennedy de la NASA en Florida, Todd May, gerente del programa SLS dijo que está previsto un vuelo de prueba sin tripulación de la nave espacial Orion en 2014, al que seguirá un test del propio sistema SLS en 2017, y una misión conjunta de lanzador y cápsula con astronautas de entre diez y catorce días que irá y volverá de la Luna en el 2021.

“En ese momento, tendremos la capacidad de ir a cualquier lugar del sistema solar donde se pretenda ir”, dijo May. Este experto lidera un equipo de ingenieros y diseñadores del centro Marshall de Vuelos Espaciales de la NASA en Huntsville, Alabama. “El objetivo final es poner las botas de los humanos en Marte.”

Los diseñadores de Kennedy también están trabajando para preparar un lugar para que el SLS pueda ser ensamblado y puesto a punto para el lanzamiento. La plataforma de lanzamiento 39B ha sido testigo de cambios significativos y el edificio de ensamblaje de vehículos está experimentando modernizaciones para albergar el futuro cohete, que será tan alto como un edificio de 36 pisos. En la imagen, se muestra una recreación de como lucirá el cohete en su plataforma.

Una versión de prueba de la cápsula Orión se encuentra en pruebas en el propio centro Kennedy y la nave espacial que hará el primer vuelo de prueba en el espacio llegará en un par de meses. Se experimentará el montaje final en el Centro Kennedy antes de ser montada encima de un cohete Delta IV, para una misión sin astronautas a bordo que pondrá a prueba los sistemas de la nave y el escudo de calor.

Muchos elementos del propio cohete SLS ya están en pruebas, incluyendo los motores y propulsores de combustible sólido de cohetes que darán el cohete cerca de 8 millones de libras de empuje en el lanzamiento, el 10 por ciento más que el Saturno V.

La NASA ya cuenta con un inventario de los motores principales del transbordador espacial que se utilizarán para alimentar la etapa central. “Los elementos de propulsión están en muy buena forma”, dijo May. “Dieciséis motores principales del transbordador espacial es un buen comienzo.”

El SLS también usará cohetes propulsores sólidos, como el transbordador, pero las versiones serán de cinco segmentos en lugar de cuatro.

La atención se centra ahora en la versión del SLS diseñada para levantar 70 toneladas en el espacio, lo suficientemente fuerte como para enviar la nave espacial Orion a la Luna. Las versiones posteriores se espera que puedan poner en marcha 130 toneladas, suficientes para llevar módulos de aterrizaje o de otras naves espaciales adecuadas para ir a cualquier otro destino.

Artículos relacionados:

Descubren un pasado de Marte similar al de la Tierra

Un equipo internacional de científicos han realizado nuevos estudios sobre los restos de una explosión volcánica en Marte, que han revelado que el pasado del planeta rojo es muy similar al de la Tierra hace miles de millones de años, con abundancia de agua superficial y una atmósfera relativamente gruesa.

Foto: NASA/GEORGIA TECH

Foto: NASA/GEORGIA TECH

El estudio destaca que el aire en Marte es, actualmente, al menos 20 veces menos denso de lo que era hace unos 3,5 millones de años. En aquel entonces, la atmósfera del planeta habría ayudado a esculpir y dar forma a la superficie marciana, al igual que ocurrió en la Tierra. Actualmente ambos planetas tienen una atmósfera similar, de hecho, la atmósfera de Marte es menos de un 1 por ciento más gruesa que la de la Tierra.

El autor principal del trabajo, Josef Dufek del Georgia Institute of Technology en Atlanta, ha indicado la importancia de este estudio, ya que, a su juicio “la presión atmosférica ha desempeñado un papel principal en el desarrollo de casi todas las características actuales de la superficie de Marte“. Además, ha añadido que “el clima del planeta, el estado físico del agua en su superficie y el potencial para la vida, están influenciados por las condiciones atmosféricas“.

El nuevo estudio se inspiró en unos fragmentos de rocas expulsadas a la atmósfera de Marte por una erupción volcánica, ocurrida hace más de tres millones de años, y que fueron halladas por el rover Spirit de la NASA en 2007. Gracias a las muestras, los científicos han podido recoger la información suficiente acerca del tamaño, la profundidad y las ‘huellas’ dejadas por las rocas. El equipo recreó el suceso en el laboratorio, utilizando granos del mismo tamaño que las rocas observadas y lanzado partículas de diferente composición a diferentes velocidades que caían sobre lechos de arena que simulan la superficie marciana.

Los científicos han explicado que algunos de los lechos de arena estaban secos y otros se humedecieron para comprobar cuál era el estado de la superficie del planeta cuando se produjo la explosión. Además, pudieron calcular la velocidad a la que las partículas golpearon la arena de Marte (144 kilómetros por hora) para provocar las ‘huellas’ dejadas.

Ya con estos datos, los investigadores determinaron que, para que una roca pueda alcanzar tales velocidades a través de la atmósfera de Marte, el aire tendría que ser por lo menos 20 veces más denso que lo que es hoy.

El estudio es consistente con las teorías que señalan que Marte era un mundo acuoso y con una atmósfera mucho más densa de la que se ve hoy“, ha señalado Dufek, quien ha indicado que “pruebas futuras de otras muestras” podrán seguir dando nuevos datos y confirmando los ahora obtenidos y que han sido publicados en ‘Geophysical Research Letters’.

Fuente: elEconomista.es  9/5/2012

Artículos relacionados:

Minería de asteroides

Por Eduardo Suàrez – Hubo quien dijo que el fin de la era de los transbordadores supondría el ocaso de la carrera espacial. Pero el vacío de la NASA empiezan a llenarlo ejecutivos decididos a invertir millones de dólares de su bolsillo para convertir el espacio en un negocio rentable. Primero fueron los primeros balbuceos del turismo espacial de la mano de pioneros como Richard Branson o Eric Anderson. Ahora el sueño de transformar los asteroides en explotaciones mineras que horadar en busca de hierro, níquel, óxigeno, platino o agua.

Minería de asteroides

Recreación de la extracción de minerales en un asteroide. | E.M.

La empresa se llama Planetary Resources y sus fundadores son el propio Anderson y Peter Diamandis: el empresario estadounidense cuya fundación ofreció 10 millones de dólares al inicio de la década al primer proyecto en construir una nave espacial tripulada sin dinero público. La compañía se presenta este martes en Seattle y cuenta con el respaldo de figuras tan influyentes como el cineasta James Cameron y los responsables de Google Eric Schmidt y Larry Page.

El objetivo es explotar unos 1.500 asteroides próximos a la Tierra. Pero los responsables de la empresa son conscientes de que no es un proyecto rentable a corto plazo. “Nosotros pensamos a largo plazo“, decía este martes Anderson, “no esperamos que esta empresa sea un éxito financiero inmediato. Pero si uno cree que los recursos naturales son decisivos para el futuro de la carrera espacial, es inevitable llegar a la conclusión de que los asteroides son los escalones para avanzar hacia el resto del sistema solar“.

La empresa se fundó en 2010 pero se ha mantenido en estado latente durante dos años. Los necesarios para hacer cálculos y sumar al proyecto nombres importantes como el de Christopher Lewicki, que trabajó como responsable de las misiones a Marte en el laboratorio de reactores de la NASA. A día de hoy, Planetary Resources tiene en nómina a 25 ingenieros y pretende hacer su vuelo inaugural antes de dos años. Lo primero sería lanzar al espacio telescopios para identificar los asteroides con más riquezas naturales. Pero en el plazo de 10 años la empresa se propone crear observatorios en órbita para explotar los recursos de esos asteroides.     Leer más de esta entrada

El Transbordador Discovery en su último viaje rumbo a Museo del Aire

El Discovery a punto de ser acoplado al Boeing 747 de la NASA que lo llevará a su destino final

Actualizaciones del artículo:

Artículo original:

Un avión Boeing  747 de la NASA con el transbordador espacial Discovery montado encima realizará un último vuelo homenaje por encima de varias áreas de Washington DC hoy martes, 17 de abril de 2012. La NASA ha decidido que el Discovery sea transferido desde el Centro Espacial Kennedy en Cabo Cañaveral (Florida) al Smithsonian’s National Air and Space Museum (Virginia) para comenzar su nueva misión de conmemorar los logros espaciales del pasado y educar e inspirar a las futuras generaciones de astronautas. En el museo ya le tienen preparada incluso una fiesta de bienvenida programada para el día siguiente en la que participarán 15 comandantes del Discovery, astronautas de las distintas misiones, veteranos como John Glenn y el actual director de la NASA, Charles Bolden.

El vuelo, realizado en colaboración con la Administración Federal de Aviación (FAA), será retransmitido en directo por televisión y desde la web de la agencia espacial de EEUU y se espera su llegada a Virginia entre las 17.00 y las 18.00 horas (hora central europea). La ruta exacta y el momento del vuelo dependerán de las condiciones climatológicas, pero se espera que el avión con el viejo transbordador pueda volar cerca de varios enclaves emblemáticos como el National Mall, el Aeropuerto Nacional Reagan o el puerto.     Leer más de esta entrada

Encélado, la sexta luna de Saturno, podría albergar formas de vida microbianas

La sonda espacial Cassini ha registrado chorros de agua helada en varios vuelos cercanos a la superficie de luna de Saturno, Encélado, que podrían indicar un hábitat favorable para la existencia de vida, según ha informado la NASA en su página web.

Más de noventa géiser de todos los tamaños están emitiendo vapor de agua, partículas de hielo, y componentes orgánicos en la superficie del Polo Sur de Encélado“, indicó Carolyn Porco, la jefe del Equipo de Imágenes Científicas de la sonda espacial Cassini.

Encelado

Imagen captada por la sonda ‘Cassini’ de partículas de vapor y hielo emitidas desde la superficie del polo sur de Encelado. (Foto: NASA)

Estos géiser, que surgen a través de grietas en la superficie helada de la sexta luna de Saturno, podrían revelar la existencia de un vasto mar subterráneo. “Cassini ha volado varias veces a través de estas partículas y las ha analizado. Hemos encontrado que aparte de agua y material orgánico, hay sal en las partículas de hielos. La salinidad es la misma que la existente en los océanos de la Tierra“, explicó Porco.

La científica afirmó que “suena a cosa de locos” pero podría ser como “si nevase sobre la superficie de este pequeño mundo“, en referencia a las condiciones que se dan en este satélite favorables a la vida microbiana. “Al final, ese es el lugar más prometedor que conocemos para la investigación en astrobiología. No necesitamos siquiera rascar la superficie. Basta con volar entre estas columnas de partículas. O podemos posarnos sobre la superficie y tomar muestras“, dijo.

La sonda Cassini, lanzada en 1997, es una misión en la que participan la NASA, la Agencia Espacial Europea (ESA) y la Agencia Espacial Italiana cuyo objetivo es estudiar los cambios climáticos en Saturno y en sus lunas. El año pasado la NASA decidió prolongar la misión, que ha estado transmitiendo información del sistema de Saturno durante casi seis años, hasta 2017.

El tipo de ecosistemas que Encélado puede albergar podrían ser como las existentes en las profundidades de nuestro planeta. Aunque todo ocurre enteramente en ausencia de luz solar“, agregó. Cassini fue lanzada al espacio en octubre de 1997 junto con la sonda Huygens de la ESA, y llegó a las inmediaciones de Saturno en 2004 para iniciar el estudio de Titán, la luna mayor del planeta.

Fuente: Público.es  30/3/2012

En otros medios: Elmundo.es  30/3/2012

Artículos relacionados:

La NASA, la ESA y Rusia simularán un viaje a Marte en la Estación Espacial

La NASA, la Agencia Espacial Europea (ESA) y la agencia espacial rusa Roscosmos han firmado un acuerdo por el que llevarán a cabo un proyectos similar al Mars 500 (en el que unos astronautas simularon un viaje de ida y vuelta a Marte) dentro de la Estación Espacial Internacional (ISS). Según ha informado el director de Roscosmos, Vladímir Popovkin, el proyecto estaría listo para 2017.

Aurora boreal captada desde la Estación Espacial Internacional. | AFP

Aurora boreal captada desde la Estación Espacial Internacional. | AFP

Popovkin ha explicado a la agencia Ria Novosti que los organizadores del simulacro necesitarán, al menos, cinco años “para trabajarlo todo y comprender qué deberán hacer los cosmonautas, dónde y de qué forma pueden permanecer allí, bien aislados de la tripulación principal“. En este sentido, ha indicado que “no se descarta” que también puedan estar en contacto con la tripulación de la ISS.

Además, la elección del año también está marcada por el fin de la vida últil del módulo espacial, que está previsto para 2020, según ha apuntado el responsable del programa de la ISS en la NASA, Michael Suffredini.

Este acuerdo llevado a cabo por las tres agencias espaciales llega después del éxito de la misión simulada de la ESA Mars 500‘, que se llevó a cabo en el Instituto de Problemas Médico-Biológicos de Moscú (Rusia). Seis tripulantes, tres rusos, un francés, un italiano y un chino, convivieron durante 520 días en una réplica de nave interplanetaria, en donde realizaron experimientos científicos y llegaron a realizar ‘paseos’ espaciales por la superficie de Marte.

Fuente: ElMundo.es  2/4/2012

Mercurio desvela sus secretos gracias a la misión Messenger

Mercurio es, junto a la Tierra, Venus y Marte, el grupo de planetas rocosos del Sistema Solar (con permiso de Plutón). Es el más pequeño, el más cercano a la estrella, el que muestra la superficie más antigua el que tiene las mayores variaciones de temperaturas diurnas. Y es el menos conocido. Por supuesto, los científicos están muy interesados en ese mundo, pero hasta que se puso en órbita allí en marzo del año pasado, la nave automática Messenger, de la NASA, solo otra misión (la Mariner 10) había hecho una visita y fue en 1974-1975.

Antiguas llanuras volcánicas en el hemisferio Norte de Mercurio, sobre las que se aprecian cráteres de impacto posteriores.

Antiguas llanuras volcánicas en el hemisferio Norte de Mercurio. El código de color de la imagen de la misión Messenger (que cubre una zona de unos 250 kilómetros de ancho) indica las mayores alturas (en blanco) y los terrenos bajos (en púrpura). / NASA/JHUAPL/CIW-DTM/GSFC/MIT/BROWN UNIVERSITY/ JAMES DICKSON AND JIM HEAD

Ahora, tras un año de toma de datos, los científicos de la Messenger presentan sus novedades. Han descubierto que el núcleo de Mercurio es mayor de lo que se había estimado, hasta el punto de que ocupa en el interior un 85% del radio del planeta y es, al menos parcialmente, líquido. La estructura interna de ese cuerpo del Sistema Solar empieza a desvelarse. También ha sorprendido a los investigadores el hecho de que en el hemisferio Norte de Mercurio el rango de elevaciones del terreno es muy inferior al de la Marte y al de la Luna.

“Desde las extraordinariamente dinámicas magnetosfera y exosfera de Mercurio a la composición inesperadamente rica en volátiles de su superficie e interior, nuestro planeta vecino más próximo al Sol resulta ahora ser muy diferente de lo que imaginábamos hasta unos pocos años”, destaca el investigador principal de la misión Messenger, Sean Solomon, en un comunicado de la Institución Carnegie (EE UU).

La Messenger es una nave de algo menos de un metro de alto, 1,28 metros de ancho y 1,85 de largo, con una masa de 1.107 kilos incluyendo el combustible y los instrumentos científicos. Fue lanzada al espacio en agosto de 2004 y, siguiendo una trayectoria complicada que incluyó varios sobrevuelos de impulso gravitacional sobre Venus, la Tierra y el propio Mercurio, se puso en órbita allí hace ahora justo un año, el 24 de marzo de 2011.

El análisis de la información recabada en este año de trabajo se presenta ahora en dos artículos en la revista Science, al tiempo que se han expuesto numerosos trabajos parciales en la Conferencia de Ciencias Lunares y Planetarias, celebrada esta semana en Texas. La NASA ha prolongado la misión Messanger un año más.   Leer más de esta entrada

Nuevas imágenes de la helada luna Rhea de Saturno

La sonda Cassini de la NASA ha capturado, el pasado sábado, nuevas imágenes de la segunda luna en tamaño de Saturno, Rhea.Con estas imágenes, la nave ha “dado un paso relativamente lejano”, Rheasegún ha destacado la agencia espacial estadounidense, quien ha detallado que Cassini se ha acercado a 42.000 kilómetros del satélite, distancia adecuada para un cartografiado geológico global.

Del mismo modo, la NASA ha señalado que la sonda  ha obtenido vistas claras de la superficie de la luna llena de cráteres, creando un mosaico de 30 exposiciones del hemisferio delantero de Rhea y de la cara contraria a Saturno.

Las observaciones incluyen las grandes cuencas de impacto Mamaldi (de 480 kilómetros de diámetro) y Tirawa (de 360 kilómetros) y el cráter con rayos Inktomi (de 47 kilómetros), una de las formaciones más jóvenes de la superficie de este satélite (que tiene unos 1.530 kilómetros de diámetro).

Fuente: europapress.es 13/3/2012

La peor tormenta solar de la historia causaría ahora 22.860 millones € de pérdidas

Si se volviera a producir hoy en día la mayor tormenta magnética solar de la que se tiene registro, datada en 1859 y a la que los científicos de la época bautizaron como Evento Carrington, las pérdidas en los sistemas de telecomunicaciones por satélite rondarían los 22.860 millones de euros.

Tormenta solar 2012

Imagen que muestra una de las últimas y más importantes explosiones que ha tenido lugar en el Sol. Fuente: Nasa

El proyecto europeo Spacecast, puesto en marcha el 1 de marzo, ofrecerá datos regulares y fiables del tiempo espacial, actualizado cada hora, que ayudará a proteger los satélites utilizados para la navegación, las telecomunicaciones, la teledetección y otros servicios, ha informado la Universidad de Barcelona, que cuenta con varios investigadores que participan en este programaSpacecast analizará los fenómenos explosivos que tienen lugar en el sol que emiten partículas de alta energía y radiación electromagnética que afectan a la Tierra y su campo magnético.

El tiempo espacial es el conjunto de condiciones del medio interplanetario, entre el Sol y la Tierra, en un momento determinado, y refleja las alteraciones debidas a la actividad solar.

Según el catedrático del Departamento de Astronomía y Meteorología de la UB Blai Sanahuja, que participa en el proyecto Spacecast, “la importancia de estos fenómenos no ha cambiado tanto por el sol, que sigue su ciclo habitual, sino por nuestra dependencia de estos cambios que cada vez tiene un impacto más grande en nuestra tecnología“.    Leer más de esta entrada

A %d blogueros les gusta esto: